Ayudamos a Ecovidrio a realizar el primer Carnaval sostenible de las Palmas de Gran Canaria.

El cetro de la Reina del Carnaval de Las Palmas de Gran Canaria será, por primera vez en la historia, una pieza realizada en vidrio reciclado por Ecovidrio.

Gracias al Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria y Ecovidrio el cetro se convierte en el símbolo de un carnaval más sostenible dentro de una serie de acciones para reducir el impacto de estas fiestas en el medio ambiente.

 

Realizado 100% con envases de vidrio reciclado, está inspirado en la flora endémica canaria y en la belleza de la naturaleza de la Isla.

 

El pasado 21 de febrero se entregó el cetro, realizado con vidrio reciclad, a la Reina del Carnaval, durante la gala.

 

Este nuevo cetro, fabricado de manera artesanal 100% con envases de vidrio reciclado, es el símbolo más visible de una serie de acciones que se pondrán en marcha durante las fiestas para medir su impacto medioambiental en la ciudad de Las Palmas de Gran Canaria, realizando un seguimiento y monitorizando diversos indicadores como por ejemplo el consumo de agua o la generación de residuos, entre otros.

 

El acuerdo de colaboración entre ambas partes recoge las medidas que se llevarán a cabo desde Ecovidrio, junto con distintas áreas municipales, donde lo más importante es realizar un estudio que permita una evaluación inicial del desempeño ambiental del evento y, si fuese necesario, plantear acciones correctoras en el futuro.

 

 Para que la cadena del reciclaje funcione, la colaboración ciudadana es una de las piezas fundamentales y por eso mismo, se ha querido aprovechar el carnaval, considerado un evento de gran impacto mediático y social, como una oportunidad única para transmitir valores relacionados con la sostenibilidad.

 

 Tras estudiar los diferentes momentos y escenarios en los que conseguir la mayor visibilidad, se ha elegido un elemento que vehicule dichos valores: el cetro de la Reina del Carnaval, que se erige como el símbolo de esta iniciativa. Un cetro que desde hace casi dos décadas no ha evolucionado y que ahora da un paso más, adaptándose a los nuevos tiempos y a la necesidad de un cambio en el comportamiento de los ciudadanos para preservar el medioambiente.

 

 El concepto de la idea creativa es de la artista grancanaria Luna Bengoechea, cuya obra ha estado expuesta en el Centro Atlántico de Arte Moderno de Gran Canaria (CAAM) o en Tenerife Espacio de las Artes (TEA), entre otros; mientras que el diseño y ejecución ha sido desarrollado por Cristina Botelofuso, en uno de los pocos talleres que fabrican piezas a mano y de forma artesanal con vidrio reciclado.

 

 El cetro está inspirado en la naturaleza endémica de la isla y más en particular en el pino canario, transmitiendo además un mensaje de esperanza tras el incendio que asoló el monte de Gran Canaria el pasado verano. De este modo, lo que hasta ahora era sólo una joya que pasaba de Reina en Reina, a partir de este año será un símbolo de toda una ciudad que apuesta por la sostenibilidad. 

Join our
mailing list

to stay up date

Please enter a valid e-mail